Guía de Mallorca: La mayor de las Baleares

CALA EN LA MAYOR DE LAS BALEARES

En esta breve guía de Mallorca quiero presentarte a la mayor de las Baleares, una isla repleta de contrastes que van mucho más allá del tópico turístico.

Te hablaré de su especial clima mediterráneo y las maravillosas rutas que puedes hacer, aptas para todos los gustos y posibilidades. También te contaré los secretos mejor guardados de lo que hay que ver, sí o sí, tanto en excursiones organizadas como por tu cuenta.

Por supuesto, habrá un apartado para recomendarte los mejores sitios donde comer, tomar copas o dormir, así como mis consejos de primera mano para disfrutar de este fantástico destino.

CLIMA Y SITUACIÓN

La mejor palabra para definir el clima de Mallorca es «bueno». Su privilegiada situación, arropada por el Mediterráneo, le proporciona inviernos suaves, aunque algo húmedos.

En los veranos, cálidos y soleados, las brisas marinas ayudan a soportar las altas temperaturas que llenan las playas de turistas. Tanto en primavera como en otoño se puede seguir disfrutando del mar, aunque el clima es diferente en la costa y en el interior, con mayor estacionalidad térmica.  Son los meses ideales para los deportes al aire libre y las vacaciones activas.

Los 300 días de sol al año de la mayor de las Baleares dan para mucho, no te los pierdas.

QUÉ VER EN MALLORCA, PARADAS OBLIGATORIAS

La lista de los imprescindibles de Mallorca es muy extensa, piensas en uno e inmediatamente surge otro. Aquí te traigo los que no puedes perderte, aunque necesites más de un viaje.

  • Palma, la fastuosa capital.
  • Sierra de Tramuntana, un rosario de pueblos y miradores de infarto.
  • Cuevas del Drach, el reino de las estalactitas y estalagmitas.
  • Es Trenc, la playa natural.
  • Alcúdia y playa de Muro, historia y naturaleza.
  • Pollensa y Puerto de Pollensa, el chic mediterráneo.
  • Sa Calobra, paraíso escondido.
  • Cabo de Formentor, el finisterre mallorquín.
  • Playas y calas, tantas que merecen un artículo propio.

RUTAS POR MALLORCA

Siendo la mayor de las Baleares, la oferta de rutas por la isla es casi infinita. Podrás elegir entre las de senderismo y las que se pueden hacer en coche, según tus gustos y posibilidades.

La Sierra de Tramontana ofrece un abanico de rutas inmejorable, saliendo desde Sóller, Valldemosa o Deiá, perfectas para los andarines ávidos de emociones. Si eres uno de ellos, Pollensa también está llena de posibilidades, así como el Puig de Galatzó y el de Massanella.

Pero si te van las ruedas, las excelentes carreteras de Mallorca son perfectas para recorrerla con calma, incluso en moto o bicicleta, con una enorme oferta de alquiler.

ALOJAMIENTOS EN MALLORCA, DÓNDE DORMIR

Como es lógico, tratándose de uno de los principales destinos vacacionales europeos, la isla está repleta de opciones para alojarse. Tanto si prefieres el sistema de todo incluido, como si lo tuyo son los hoteles con encanto, Mallorca ofrece algo para cada uno.

Podrás elegir desde las grandes cadenas hoteleras como Meliá, Iberostar, Barceló, Fiesta o Riu, hasta espectaculares alojamientos rurales.  Familias con niños, parejas en luna de miel, grupos de amigos, todo está contemplado y adaptado a los presupuestos más dispares.

La mayor de las Baleares propone tantos tipos de hospedaje como quieras y necesites.

GASTRONOMÍA, DÓNDE COMER

Aquí hay mucha tela que cortar, ya que los restaurantes surgen como setas al calor del turismo. La inmensa oferta abarca desde los nueve con estrella Michelin, hasta humildes fogones caseros repartidos por los pueblos.

La gran cantidad de extranjeros afincados en la isla, ha hecho posible la aparición de todo tipo de establecimientos gastronómicos. Aunque los de estilo mediterráneo siguen siendo los favoritos, en Mallorca se puede degustar comida de los cinco continentes dentro de un radio relativamente pequeño.

Todo un lujo para sibaritas, aunque si tu bolsillo no se estira mucho, te tocará comparar precios antes de entrar.

EXCURSIONES QUE NO DEBERÍAS PERDERTE SI VAS A MALLORCA

Como en los casos anteriores, la variedad es enorme, pero si te toca elegir, hay algunas básicas que no puedes dejar de hacer.

La visita a Palma es la quizá la más importante, por la cantidad y calidad de monumentos que atesora. Para conocer las Cuevas del Drach, nada mejor que combinarla con Manacor y sus perlas, en una de las excursiones emblemáticas de la isla.

Valldemossa y su cartuja, el tren a Sóller, las murallas de Alcudia, son solo algunas de las más importantes, aunque en los últimos tiempos se han consolidado las excursiones marítimas. Normal, tratándose de la mayor de la Baleares.

Hay de todo tipo: cortas, de día completo, en catamarán, con comida y sin ella, en fin, lo que te apetezca está al alcance de tu mano. O de tu bolsillo, según como lo mires.

CONSEJOS ÚTILES SI VAS A VIAJAR A MALLORCA

  • Ten siempre presente que el visitante eres tú, conserva y cuida esta naturaleza excepcional como si fuera tuya.
  • Gorra y protección solar serán tus fieles compañeras en los días estivales, hace calor y mucho.
  • Aunque parezca pequeña, es una isla con tantos contrastes que necesitarás tiempo y organización para conocerla.
  • Recuerda que no solo de playas vive el hombre, Mallorca tiene un patrimonio histórico-artístico espléndido por descubrir.
  • El ritmo isleño no es el mismo que en la península, relájate y disfruta.

Hasta aquí esta breve guía para que empieces a conocer la majestuosa Mallorca, una verdadera joya del Mediterráneo donde pasar las mejores vacaciones.