¿Estás pensando en visitar India en 10 días? Es un país muy grande, pero que cuenta con unas buenas infraestructuras, por si quieres recorrerlo de arriba a abajo. En este post de Super Guía Viajera vamos a ayudarte a que aproveches al máximo tu viaje. ¿Cómo? Indicándote algunos de los mejores sitios que ver en India en 10 días. ¡Toma nota!

Todo lo que ver en India en 10 días

La India es un complejo conjunto de culturas y religiones completamente diferentes entre sí, pero que al mismo tiempo coexisten mágicamente, dando lugar a un derroche de colores, sabores y olores. Es un territorio muy vasto, también a nivel geográfico, desde las montañas de Himachal Pradesh, hasta las playas de Kerala, pero las distancias son inmensas y muy a menudo no están conectadas de forma muy eficiente. Como recorrido inicial, dada la cultura y las costumbres tan diferentes a las nuestras, sería perfecta la región de Rajastán, esta última es de hecho la más turística, pero también la más rica en historia que puede ofrecerle una gran aproximación inicial. De todos modos, aquí te dejamos un repaso de sitios que ver en India en 10 días para que organices tu propio viaje.

Varanasi

Es fácil entender por qué es imprescindible un viaje que incluya Varanasi como una de las principales paradas del itinerario. Estamos hablando de la importante ciudad sagrada a orillas del río Ganges, donde tienen lugar los típicos ritos funerarios que se han convertido en símbolos de la tradición cultural y religiosa del país (la cremación de los cuerpos de los muertos para completar el ciclo de reencarnaciones). Y no solo eso: en el Ganges tiene lugar cada día el ritual llamado Aarti, mediante el cual se bendice el río en adoración a la diosa Gangaji. Esta es una de las principales razones por las que Varanasi es un destino tan fascinante y evocador. Pero además de una visita a las hermosas orillas del Ganges (en las que también es posible hacer excursiones en barco a la playa de Varanasi, donde se puede disfrutar de un buen chai, el típico té especiado indio), en Varanasi, también hay que visitar el antiguo templo hindú de Kashi Vishwanath (que data de 1776), el lugar donde se realizan las cremaciones hindúes (el Manikarnika Ghat) y el Dashashwamedh Ghat, el gran teatro-escalera donde se celebran todas las ceremonias religiosas más importantes y especialmente populares. Y eso no es todo. No te pierdas un paseo por los Ghats, las espléndidas plataformas que bordean el río y custodian el corazón de la vida popular de Benarés. Entre los que se bañan en el río sagrado y los monos que vagan libremente, es aquí donde se puede parar a admirar hermosos saris (ropa tradicional de las mujeres indias) colgados a secar o personajes ancianos de aspecto sagrado que dispensan perlas de sabiduría a los transeúntes. Y para los amantes del arte, Varanasi también alberga la Banaras Gharana, una gran escuela de música y danza que despacha bailarines tradicionales y músicos de tabla en cada esquina.

Jaipur

Jaipur es otra de las paradas obligatorias si vas a visitar India en 10 días. Hay numerosos sitios que visitar en Jaipur y sus alrededores; además, no hay que olvidar que Jaipur es una de las principales ciudades de la India en cuanto a producción textil y de prendas de vestir, por lo que se pueden conseguir verdaderas gangas. El Palacio de la Ciudad de Jaipur está abierto todos los días de 9:30 a 17:00 y la entrada para los extranjeros cuesta 500 rupias. El Hawa Mahal, también conocido como el palacio del viento, se encuentra no muy lejos, pero el exterior del palacio es mucho más impresionante, sobre todo al anochecer, cuando está iluminado. Por último, el Jantar Mantar, que está literalmente en el centro y es, en cambio, un sitio de la Unesco famoso por tener el mayor de los cinco observatorios astronómicos construidos por el Maharajá Jai Singh durante el período 1727-1734. Abre todos los días de 9:00 a 16:30 y la entrada cuesta 200 INR para los extranjeros.

Agra

Agra es una ciudad de Uttar Pradesh y está llena de lugares muy importantes en la India. El primero de todos es el Taj Mahal, el lugar más visitado de la India. Hablamos del mausoleo que data de 1632, construido por el emperador mogol Shāh Jahān en memoria de su amada esposa Arjumand Banu Begum, también conocida como Mumtāz Maḥal. Este increíble lugar es Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO y fue catalogado como una de las nuevas siete maravillas del mundo en 2007. El lugar ideal para admirar el espléndido Taj Mahal es el Jardín de la Luz de la Luna, que se puede visitar todos los días.

Rajasthan

El norte de la India también alberga otra auténtica joya: el estado de Rajastán. Rajastán es probablemente el estado indio más visitado por los turistas de todo el mundo, y también se considera un destino ideal para quienes hacen un viaje a la India por primera vez. De hecho, hay muchos atractivos en Rajastán, que van desde lugares de arte hasta arquitectura sorprendente, desde edificios que simbolizan la tradición hasta paisajes naturales vírgenes. Para visitar el estado de Rajastán se puede empezar, por ejemplo, por su capital: Jaipur, tal y como ya hemos mencionado. Lugar de gran encanto por ser capaz de unir lo antiguo y lo moderno, Jaipur es una de las ciudades más pintorescas de toda la India y alberga varios edificios que se han hecho famosos por su color rosa. Udaipur, por su parte, es conocida como la Venecia de la India. Aquí hay muchos palacios construidos sobre el agua. El Palacio de la Ciudad es espléndido. Su fachada (de casi 250 metros de largo y 30 de alto) es una especie de museo al aire libre y su interior es rico en murales y cristales de colores. También son impresionantes el Haveli Bagore Ki (un ejemplo de arquitectura perfecta con más de un centenar de habitaciones decoradas con cristales y espejos y patios de impresionante belleza) y el templo janista de Ranakpur (un pueblo a 90 kilómetros de Udaipur, pero que no hay que perderse por sus verdaderas obras maestras del estilo arquitectónico Maru-Gujara enclavadas en plena naturaleza). Y, por último, antes de abandonar el Rajastán puede ser interesante visitar Jaisalmer, conocida como la ciudad amarilla por el color de sus edificios de arenisca, al borde del desierto que conduce a Pakistán. Pero también merecen una visita Bikaner (llena de imponentes palacios históricos con frescos de piedras preciosas y pan de oro) y Abhaneri (un característico pueblo que alberga un pozo de mil años de antigüedad y construido a base de un sistema de escalones que permiten llegar al agua, creando perspectivas y geometrías vertiginosamente fascinantes).

Kerala

Continuamos este repaso por un viaje a India en 10 días para hablarte de las regiones del sur. Y es que, si tienes tiempo y ganas de coger aviones, el sur del país es impresionante.  Uno de los principales destinos a elegir en un viaje del norte al sur de la India es, sin duda, el estado indio de Kerala. Una vez aquí, te encontrarás literalmente en presencia de un inconmensurable paraíso tropical de aguas cristalinas y playas inmaculadas. Kerala es un oasis de paz y maravillas naturales, el lugar perfecto para alejarse de las multitudes y disfrutar del encanto de unas vacaciones relajantes. Los entusiastas del senderismo también encontrarán lo que buscan en las hermosas Montañas Azules de Ghati Occidental, que conducen a las impresionantes cascadas de Athirapally. A lo largo del camino, también hay impresionantes paisajes de lagunas y remotas aldeas de casas de bambú y teca.

Goa

Para terminar nuestro viaje a la India en 10 días, debemos visitar Goa, otro lugar perfecto para disfrutar de todo el encanto de los maravillosos centros turísticos costeros del país. Goa es quizás el estado más pequeño de la India, famoso por estar en el centro de la cultura hippie, pero esencialmente imperdible. Sobre todo, por sus magníficas playas que, sin embargo, no opacan el encanto de los distintos centros habitados. Las principales atracciones de Goa son:
  • Estupendas cascadas de Dudhsagar
  • También Panaji (una ciudad llena de lugares históricos)
  • Mormugao (antiguamente conocida como Vasco da Gama y un lugar estrechamente vinculado al colonialismo portugués),
  • Maravillosas cuevas de Lamgau (que pueden visitarse en exploraciones guiadas)
  • Las playas vírgenes de Agonda y Cavelossim
  • Basílica del Bom Jesus (una de las más importantes del país)
  • Villa de las Especias (un parque dedicado enteramente a las especias).
Bajando hacia la parte sur de la costa de Goa podemos entrar en las zonas más salvajes e incontaminadas. Es en estas zonas, de hecho, donde se encuentran Colva Beach y Palolem, dos de los más fascinantes y atractivos balnearios de la India, perfectos para quien desee pasar de la mejor manera un último periodo de absoluto relax antes de volver a casa. Y con esto terminamos nuestro viaje por la India en 10 días. ¡Haz las maletas y disfruta de este fascinante y exótico país!